Cuento. Cómo es el cielo y cómo es el infierno

Cuento popular

Reunidos a la sombra de un gran árbol se encontraba un grupo de discípulos en torno a su maestro:

Uno de los discípulos dijo:

– Maestro, explícanos cómo es el Infierno

El Maestro meditó unos segundos y habló así:

– El Infierno es un lugar al que llega gente hambrienta. Se les sitúa atados por la cintura a un metro de distancia de una mesa repleta de los más exquisitos manjares. Se proporciona a cada comensal cubiertos de un metro de largo que permiten alcanzar la comida, pero de ninguna manera llevársela a la propia boca.

El lugar es dantesco, la comida cae una y otra vez frente a los hambrientos. Todos los que rodean la mesa rugen de hambre y rabie. Se mira unos a otros con ansia e ira. Los alaridos de desesperación taladran los oídos hasta la locura.

¿Os hacéis ya una idea de lo que es el Infierno?

pixabay
Cielo Infierno

El mismo discípulo que se había cuestionado el Infierno, preguntó:

– Y entonces…, ¿Cómo es el cielo?

A lo que el Maestro respondió:

– El Cielo es un lugar semejante en el que encontraremos las mismas sillas distanciadas de la mesa, los mismos cubiertos de un metro de largo, las mismas deliciosas viandas…, pero aquí los hambrientos comensales se distribuyen la comida mutuamente.

Uno le pide al de enfrente lo que desea, y a su vez, proporciona al otro lo que éste elige. Aquí no hay gritos, sino sonrisas de agradecimiento. Tampoco hay desesperación, sino confianza.

Fuente: Cuidar al que Cuida | Margarita Rojas

Un comentario en “Cuento. Cómo es el cielo y cómo es el infierno”

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *